Conecte con nosotros

Noticias

¿Qué hemos encontrado sobre el COVID-19? 🦠😷

Publicado

el

Por

Qué es el COVID-19

Como sabemos, y la mayoría de los lectores conocéis, el covid 19 pertenece a una familia de virus que existen desde el siglo pasado. En general esta familia provoca poca patogenicidad, es decir que tienen poca capacidad para producir enfermedad en los huéspedes susceptibles.

En los últimos años se observa que la patogenicidad de esta familia va aumentando, provocando así dos epidemias, una en el 2002, el cual fue nombrado SARS-COV y la otra, en el 2012 en el medio oriente, por ello el nombre de MERS, la cual tuvo una tasa alta de mortalidad y de infectividad. (1)

La Organización Mundial de la Salud ha definido a la infección por coronavirus 2 del síndrome respiratorio agudo severo (SARS-CoV-2) o COVID-19, como una pandemia.

Tiene transmisión por vía aérea a través de gotitas. En el caso del Coronavirus o covid-19, la pandemia actual, se produce una infectividad muy alta R0 = 3, es decir un huésped puede contagiar a 3 personas más. Esta tasa de transmisión es bastante alta, más alta que la gripe común. (1)

Se supone que el 80% de la población va a desarrollar una enfermedad de leve a moderada, como consecuencia del covid-19 cuya infección puede causar una enfermedad respiratoria potencialmente muy grave.

Los signos y síntomas de esta enfermedad

Los más frecuentes

Tos seca (irritativa vía superior)

Cansancio, dolores musculares y malestar general.

Rinorrea, estornudos

Fiebre.

Diarreas con menos frecuencia.

Los más peligrosos

Fiebre muy alta.

Dificultad respiratoria.

Neumonía uni o bilateral.

Efectos del COVID-19

Las consecuencias del covid-19 perduran una vez se abandona el hospital, especialmente en los casos más graves, y son muchos los que se ven obligados a alargar los tratamientos.

La neumonía

El mecanismo clásico de la neumonía está asociado con ciertas propiedades de las bacterias, con las sustancias secretadas por ellas y con la respuesta inmune que provocan. En este contexto, los virus no causan neumonía o, si lo hacen, entonces son atípicos.(2)

La neumonía de este tipo puede llamarse intersticial, ya que el líquido no se forma en los alvéolos, sino en el intersticio, es decir, en el espacio del tejido conectivo entre ellos. Esto contribuye a la formación de una imagen inespecífica, cuando en los alvéolos “todo está bien”. Dicha inflamación solo se puede ver con la ayuda de un tomograma computarizado (TC); allí se puede ver el llamado “vidrio esmerilado” o algún otro patrón.(2)

Utiliza la barra deslizadora para ver el contraste entre ambas imágenes.

El brote del síndrome respiratorio agudo severo (SARS) a principios de la década de 2000, y luego la pandemia de H1N1 en 2009-10, causaron la muerte de muchos pacientes. Las personas morían por lo que llamaron una neumonía viral y, en algunos casos, por síndrome de dificultad respiratoria aguda (SDRA).(2)

Es uno de los efectos graves más comunes producidos por el nuevo coronavirus Covid-19 en el cuerpo humano. Los pacientes que lo experimentan de una forma más severa, junto a una inflamación prolongada y enfermedades crónicas subyacentes pueden tener más riesgo de padecer enfermedades futuras como ataques cardíacos, derrame cerebral y problemas renales entre otros.(2)

Aunque todavía no hay investigaciones al respecto, las discapacidades derivadas del Covid-19 podrían ser similares a las que produce una neumonía severa;  en el estadio más grave provocar un edema pulmonar, no obstante, los estudios muestran que la mayoría de pacientes recuperados no desarrollan este tipo de secuelas pulmonares.(2)

Y linfadenopatía. No se observaron patrón de árbol en gemación, masas, cavitación y calcificaciones en esta serie de casos.(3)

Patrones más comunes observados en la TC de Torax

65%

Opacidad en vidrio esmerilado (Fig. A)

81%

Márgenes mal definidos (Fig. A)

35%

Engrosamiento septal interlobular liso o irregular (Fig. A)

47%

Broncograma aéreo (Fig. A-D)

10%

Patrón en empedrado (Fig. B)

32%

Engrosamiento de la pleura adyacente

Hallazgos menos frecuentes en la TC de Torax

10%

Nódulos, cambios quísticos (Fig. C)

5%

Bronquiectasias, derrame pleural (Fig. D)

Y linfadenopatía.

No se observaron patrón de árbol en gemación, masas, cavitación y calcificaciones en esta serie de casos.(3)

Los factores que desencadenan enfermedades graves en personas infectadas con SARS-CoV-2 no se comprenden completamente y el desarrollo de una enfermedad grave no parece estar relacionado únicamente con la carga viral y podría implicar una respuesta defectuosa de interferón. Se cree que una respuesta inflamatoria excesiva al SARS-CoV-2 es una causa importante de gravedad de la enfermedad y muerte en pacientes con COVID-19 y se asocia con altos niveles de citocinas circulantes, linfopenia profunda e infiltración sustancial de células mononucleares. en los pulmones, corazón, bazo, ganglios linfáticos y riñón, como se observó en el análisis post mortem.(4)

Estrategias podrían tener efectos perjudiciales en ciertos pacientes y / o en diferentes etapas de la enfermedad COVID-19.

Dado que la morbilidad y mortalidad observadas en COVID-19 se asocia con inflamación excesiva, es necesario comprender mejor los fundamentos inmunológicos de las respuestas diferenciales observadas en pacientes infectados con SARS-CoV-2. Sin una comprensión profunda de qué vías inflamatorias particulares y tipos de células representan los mejores objetivos, algunas de estas estrategias podrían tener efectos perjudiciales en ciertos pacientes y / o en diferentes etapas de la enfermedad COVID-19.(4)

Hiperinflamación en COVID-19 grave:

 Niveles más altos de marcadores inflamatorios en la sangre como la proteína C reactiva, ferritina y dímeros D, así como una relación aumentada de neutrófilos a linfocitos y niveles séricos aumentados de varias citocinas y quimiocinas inflamatorias se han asociado con la gravedad de la enfermedad y la muerte.

Los perfiles sistémicos de citoquinas observados en pacientes con COVID-19 grave muestran similitudes con los observados en los síndromes de liberación de citocinas, como el síndrome de activación de macrófagos, con una mayor producción de citocinas, factor de necrosis tumoral (TNF) y también de quimiocinas inflamatorias. Esto ha llevado a la hipótesis de que la activación desregulada del compartimento de fagocitos mononucleares (MNP) contribuye a la hiperinflamación asociada a COVID-19.(4)

En pacientes con COVID-19 severo lo que se observa es la presencia de linfopenia global de células T (número anormalmente bajo de linfocitos), que posiblemente puede ser debido a un reflejo masivo a tejidos inflamados o el uso de esteroides para mitigar la inflamación, algunos estudios han reportado un agotamiento significativo de células T de los órganos linfoides secundarios de pacientes infectados con SARS -CoV y SARS-CoV-2 , pero lo que no está claro que los posibles mecanismos responsables del agotamiento de las células T se deba a la relación directa con la infección de las células por el virus COVID19.

Así mismo se ha observado apoptosis linfocitaria en los bazos y ganglios linfáticos de pacientes que habían muerto por COVID-19, y esto se asoció con una mayor expresión del receptor de muerte FAS, lo que sugiere que la muerte celular inducida por activación (AICD) puede causar linfopenia de células T. Pero se precisa de más estudios para confirmar estos hechos.(4)

Monocitos / macrófagos en COVID-19:(4)

 Quedan por aclarar los impulsores exactos que provocan la activación de monocitos y macrófagos en pacientes con COVID-19 y la contribución a la fisiopatología de la enfermedad de COVID-19. Las preguntas clave a abordar incluyen:

  • La contribución exacta de la detección viral directa en oposición a la exposición a citoquinas a la activación de macrófagos.
  • La influencia de infecciones previas y eventos de remodelación epigenética en la conformación de la respuesta de los monocitos.
  • La contribución del sitio tisular de la activación inmune (es decir, el tejido inflamado, la sangre o la médula ósea) al estado de activación de los macrófagos.
  • La contribución de los macrófagos residentes en los tejidos en lugar de los macrófagos derivados de monocitos al daño tisular.

Activación de macrófagos en el SARS:(4)

Varios mecanismos probablemente contribuyen a la hiperactivación de los macrófagos derivados de monocitos que se observa en pacientes con COVID-19.

La producción retardada de interferón tipo I que conduce a efectos citopáticos mejorados y una mayor detección de amenazas microbianas promueve la liberación mejorada de quimioatrayentes monocitos por las células epiteliales alveolares, lo que lleva a un reclutamiento sostenido de monocitos sanguíneos en los pulmones. Los monocitos se diferencian en macrófagos proinflamatorios a través de la activación de las vías de transductor de señal de Janus quinasa (JAK) y activador de transcripción (STAT).

Las células asesinas naturales (NK) activadas y las células T promueven aún más el reclutamiento y la activación de macrófagos derivados de monocitos a través de la producción de factor estimulante de colonias de granulocitos-macrófagos (GM-CSF), factor de necrosis tumoral (TNF) e interferón-γ (IFNγ). Los fosfolípidos oxidados (OxPL) se acumulan en los pulmones infectados y activan los macrófagos derivados de monocitos a través del receptor Toll-like 4 (TLR4) –TRAF6 – NF-κB. La detección de virus puede desencadenar la activación de TLR7 a través del reconocimiento viral de ARN monocatenario.

Es posible que los interferones tipo I induzcan la expresión de receptores de entrada del coronavirus 2 del síndrome respiratorio agudo severo (SARS-CoV-2), lo que permite que el virus acceda al citoplasma de los macrófagos y active el inflamasoma NLRP3, lo que conduce a la secreción de IL-1β maduro y / o IL-18. IL-1β puede amplificar la activación de macrófagos derivados de monocitos de forma autocrina o paracrina, pero también puede reducir la producción de interferón tipo I en los pulmones infectados.

El compromiso de los receptores Fcγ (FcγR) por los complejos inmunes de la proteína IgG anti-pico puede contribuir a una mayor activación inflamatoria de los macrófagos derivados de monocitos.

Los macrófagos activados derivados de monocitos contribuyen a la tormenta de citoquinas COVID-19 al liberar cantidades masivas de citocinas proinflamatorias. CCL, ligando de quimiocina CC; CXCL10, ligando de quimiocina CXC 10; ISG, gen estimulado por interferón; ITAM, motivo de activación inmunoreceptor basado en tirosina; TRAM, molécula adaptadora relacionada con TRIF. motivo de activación inmunorreceptor basado en tirosina; TRAM, molécula adaptadora relacionada con TRIF. motivo de activación inmunorreceptor basado en tirosina; TRAM, molécula adaptadora relacionada con TRIF.

Hipercoagulación y activación de MNP.

Se han descrito microtrombos de pulmones, extremidades inferiores, manos, cerebro, corazón, hígado y riñones, en pacientes con COVID-19. En particular, la activación de la coagulación y la coagulación intravascular es un sello distintivo de la lesión orgánica en la sepsis, donde está mediada principalmente por citocinas inflamatorias.

El inicio de la coagulación inducida por inflamación que conduce a un estado de coagulación aumentado casi siempre está mediado por la expresión de la vía del factor tisular (TF o factor de coagulación III). El TF se expresa en las células mononucleares en respuesta a las citocinas proinflamatorias como la IL-6, pero el TF también se expresa en las células endoteliales vasculares y se sabe que promueve la transformación de la protrombina en trombina, que a su vez convierte el fibrinógeno circulante en fibrina líder a coágulos sanguíneos a base de fibrina.(4)

La infección por COVID-19 se asocia con anomalías de la coagulación caracterizadas por aumentos en los niveles de factor procoagulante, incluido el fibrinógeno, y aumentos en los dímeros D.(5)

¿Qué provoca a nivel vascular?

Actualmente siguen realizando estudios.

De manera general, los virus entran en el huésped a través de diversos lugares, como el sistema gastrointestinal o el sistema respiratorio, de manera que el virus puede replicarse en órganos como el hígado, el bazo y el páncreas como hemos mencionado anteriormente. Al final, llega al corazón por diseminación a través de la sangre o los vasos linfáticos. Los pasos comprenden la unión del virus a su receptor, la entrada del virus en la célula, la replicación del virus dentro de la célula afectada en el corazón y, para los virus líticos, la salida del virus de la célula para infectar otras células cardíacas.(2,3)

El virus que ocasiona la COVID-19 (SARS-Cov-2) y otras clases comparten características afines al SARS-CoV. Se une a las células a partir de receptores virales, de manera particular al receptor de la enzima conversora de angiotensina 2 (ECA2). Este receptor se expresa también de forma amplia en los cardiomiocitos, los fibroblastos cardíacos y las células del endotelio coronario, pues constituye un regulador de la función cardíaca. En modelos experimentales y en muestras de pacientes fallecidos por la COVID-19 se ha demostrado una disminución de la expresión de la ECA2, lo que acarrea una acumulación exagerada de neutrófilos, inflamación del miocardio e incremento de la permeabilidad vascular, y exacerbación del edema pulmonar.(3)

La hipotensión, la taquicardia, la bradicardia, la arritmia o incluso la muerte súbita cardíaca son comunes en pacientes con SRAS. Los cambios electrocardiográficos y la elevación de troponina pueden indicar miocarditis subyacente, y la ecocardiografía con frecuencia demuestra deterioro diastólico ventricular izquierdo subclínico (con una mayor probabilidad de necesidad de ventilación mecánica en aquellos con deterioro sistólico y fracción de eyección reducida).(2)

El SARS-CoV-2, puede predisponer a los pacientes a la enfermedad trombótica, tanto en las circulaciones venosas como arteriales, debido a una inflamación excesiva, una activación plaquetaria, la disfunción endotelial y estasis (6). Actualmente no hay datos suficientes para recomendar objetivos de anticoagulación para pacientes con COVID-19 que requieren de ventilación mecánica.(2)

La infección por Sars-COV-2 activa una respuesta inflamatoria, que conduce a la liberación de mediadores inflamatorios. Se produce la activación endotelial y hemostática, con disminución de los niveles de TFPI* (Inhibidor de la vía del factor tisular) y aumento del factor tisular. La respuesta inflamatoria severa a la infección está marcada por linfopenia y trombocitopenia. La lesión hepática puede conducir a una disminución de la coagulación y formación de antitrombina.(7)

La causa exacta del aumento de la coagulación en pacientes con COVID -19 sigue sin estar clara, tan nueva como el virus en sí.

*TFPI es una proteína plasmática asociada a una lipoproteína que forma un complejo cuaternario con el factor tisular, el FXa y el FVIIa e inhibe la vía extrínseca de la coagulación.(8)

El COVID-19 grave puede definir un tipo de síndrome de lesión microvascular catastrófica mediado por la activación de las vías del complemento y un estado procoagulante asociado.(8)

Así como, en estudios postmorten se observa la alta incidencia de eventos tromboembólicos, lo que sugiere un papel importante de la coagulopatía inducida por COVID-19. Se necesitan más estudios para investigar el mecanismo molecular y la incidencia clínica general de muerte relacionada con COVID-19, así como posibles intervenciones terapéuticas para reducirlo.(9)

Además de los “dedos de los pies COVID”, Rosenbach dice que los dermatólogos deberían prestar atención a un patrón de piel particular llamado livedo reticularis, que se observa en algunos pacientes hospitalizados con COVID-19. Esto aparece como una decoloración de la piel en forma de red púrpura y a menudo es el resultado de anormalidades en la coagulación de la sangre.(14)

La Dra. Joanna Harp, dermatóloga de Weill Cornell Medicine que está en primera línea atendiendo a pacientes con coronavirus gravemente enfermos, ha visto a pacientes desarrollar tales afecciones de la piel, incluido un patrón de sarpullido de encaje, algunas con muerte de células de la piel, en los brazos, piernas y glúteos, que están asociados con una mayor tendencia a la coagulación que desarrollan algunas personas con COVID-19.(15)

Lesiones acro-isquémicas (perniosis-like o pseudoperniosis)

Lesiones eritematosas, parecidas clínicamente a la perniosis (sabañones), asintomáticas al principio, aunque después pueden provocar dolor y que aparecen en zonas acras (manos y pies).

Frecuentemente observadas en pacientes jóvenes con poca sintomatología. Este tipo de lesiones pueden aparecer en cara lateral, dorso y punta de dedos, de escasos milímetros y bien delimitadas, habiéndose observado también en plantas y talones. Su evolución cursa durante 2 semanas tornándose a un color púrpura, pudiendo incluso aparecer en su evolución ampollas en la superficie de las lesiones, áreas de necrosis y hasta gangrena seca. Esta evolución es menos frecuente, sobre todo en pacientes graves hospitalizados.

Pseudoperniosis

Se han notificado algunos casos de lesiones similares a livedo reticular en muslos, habitualmente de forma unilateral, es decir en uno de los miembros. La púrpura petequial folicular en miembros, tronco y menos frecuentemente en cara, que podrían reflejar, al igual que las lesiones acro-isquémicas, un estado de hipercoagulabilidad.(10.11)

La livedo reticular son manifestaciones poco frecuentes y aparecen principalmente en ancianos y pacientes más severos. Se han descrito casos puntuales de pacientes graves (intubados o con ventilación mecánica) que desarrollan durante su estancia en UCI lesiones de livedo racemosa (igual que la livedo reticularis pero no evanescente y con una red fragmentada), púrpura retiforme (livedo con signos de necrosis cutánea) o lesiones purpúricas acrales (similares a perniosis).(12,13)

En estos casos las lesiones aparecen cuando el paciente ya está clínicamente grave (es decir, cuando ya está intubado o con ventilación mecánica) y no antes de que eso ocurra. Por lo tanto, no nos ayudan a predecir una peor evolución.(14)

Por otro lado, se ha descrito la aparición de livedo reticularis transitoria (<24 horas y red no fraccionada) en pacientes no graves en fase de convalescencia (cuando los síntomas respiratorios ya han desaparecido o bien están remitiendo).(11)

Livedo reticularis

¿Cuáles son las manifestaciones cutáneas?

Actualmente se encuentran en estudio las manifestaciones cutáneas relacionada con el COVID-19

Problemas en personal sanitario

Las profesiones de la salud que previenen y controlan la enfermedad del coronavirus 2019 son propensas a sufrir lesiones en la piel y las membranas mucosas, que pueden causar dermatitis aguda y crónica, infección secundaria y agravamiento de las enfermedades subyacentes de la piel. Una protección insuficiente y excesiva tendrá efectos adversos sobre la piel y la barrera de las membranas mucosas. Al mismo tiempo, se recomienda el uso de productos hidratantes para lograr una mejor protección.(15)

.

Los resultados del estudio mostraron que el 71% de los profesionales sanitarios encuestados informaron un daño autopercibido de la barrera cutánea. Los síntomas principales fueron ardor, picazón y escozor. Los tipos de erupciones más comunes fueron sequedad o escamas, pápulas o eritema y maceración.(9)

 

La sobrehidratación tiende a causar disbacteriosis cutánea y daño a la barrera cutánea debido al uso de EPIS como los monos o batas.  Además, el rendimiento del EPP también disminuirá simultáneamente con la hidrosis. Así mismo, el prurito del cuero cabelludo, la foliculitis y la exacerbación de la dermatitis seborreica existente en el cuero cabelludo como resultado de la hidrosis y la contaminación del cabello se informan con frecuencia en los trabajadores sanitarios de primera línea, así como el riesgo de contaminación del oído externo es relativamente bajo, las máscaras dependientes del oído pueden dañar los oídos externos y las áreas retroauriculares y aumentar el riesgo de infección.(9)

 

Además, se observan problemas bucales ya que las bacterias orales tienden a colonizar los dientes y las encías debido al uso prolongado de máscaras y la ingesta insuficiente de agua, lo que en consecuencia puede causar enfermedades orales como halitosis, sangrado gingival, agravamiento de la periodontitis y úlceras orales. Lo mismo ocurre con la mucosa del vestíbulo nasal es un área vulnerable a la colonización de virus o bacterias por sus abundantes vasos sanguíneos, glándulas mucinosas y serosas que crean un ambiente húmedo. La expresión de la enzima convertidora de angiotensina ‐ 2 (ACE2) se encontró en la capa basal del epitelio escamoso no queratinizante en la mucosa nasal, lo que indica que el coronavirus puede infectar las células de la mucosa nasal si la capa basal está expuesta debido a la ruptura de la barrera de la mucosa nasal.(9)

 

Algunos de estos problemas podrían extrapolarse como efectos secundarios del uso de mascarillas y otros equipos de protección personal en la población generalizada.

Problemas generalizados en población que ha padecido COVID-19

Los virus afectan a la piel por distintos mecanismos en función del tipo de patógeno. A veces se da una infección directa de la piel y otras lo que ocurre es una afectación de la pared interna de los vasos (el endotelio), que genera también micro trombosis. También puede haber afectación indirecta, por la reacción inmunitaria que genera nuestro organismo contra el virus, la llamada “tormenta de citoquinas”. Por lo que hay que valorar que estas alteraciones en la piel se pueden dar por otros motivos.(7)

El primero de estos estudios es el realizado por dermatólogos del Hospital Alessandro Manzoni, en Lecco (Lombardía, Italia) que, debido a la falta de personal, estuvieron en primera línea atendiendo a pacientes con infección por SARS-CoV-2. Fruto de ese trabajo, empezaron a detectar síntomas cutáneos que fueron registrando en el estudio.(12)

Estos problemas cutáneos iban desde rash eritematoso (en 14 pacientes), urticaria generalizada (en 3 pacientes) y vesículas tipo varicela (1 paciente). La zona del tronco fue la parte más afectada. El picor era leve o no había y las lesiones se curaron en pocos días. Aparentemente, no hubo correlación con la gravedad de la infección por SARS-CoV-2 -19, según indican los autores de este trabajo.(16)

 

Las manifestaciones cutáneas fueron erupción eritematosa (14 pacientes), urticaria generalizada (3 pacientes) y vesículas similares a la varicela (1 paciente).De los datos recopilados (88 pacientes), 18 pacientes (20,4%) desarrollaron manifestaciones cutáneas. 8 pacientes desarrollaron afectación cutánea al inicio y 10 pacientes después de la hospitalización.

 

Al analizar estos datos, pudieron especular que las manifestaciones cutáneas son similares a la afectación cutánea que ocurre durante las infecciones virales comunes.(6)

 

Sin embargo, en china, surge la investigación en la que los dermatólogos señalan que, como se sabe, algunas dermatosis infecciosas cursan con fiebre, por lo que habría que determinar si, en aquellos pacientes con fiebre y lesiones en la piel, la causa está en una neumonía por COVID-19 o en una enfermedad dermatológica independiente. Los síntomas respiratorios y la historia epidemiológica serán importantes para establecer el diagnóstico, junto con el PCR. En este artículo, hacen referencia a que, entre otro tipo de pacientes, también se encontraron con personas con COVID-19 y otras enfermedades confundibles con el Dengue.(5,12)

 

Ante la falta de una medicación específica para la infección por coronavirus, apunta este trabajo, son muchas las personas que toman o reciben antibióticos u otro tipo de fármacos (también hierbas medicinales chinas en el caso de este país) para paliar los síntomas. De esta manera, comentan que no fue infrecuente ver pacientes de COVID-19 con urticaria, vasculitis urticaria u otro tipo de lesiones cutáneas en las que hay que considerar la posibilidad de reacciones alérgicas causadas por fármacos.(5)

 

Hay que tener en cuenta, señalan estos dermatólogos chinos, que la tensión emocional durante esta pandemia puede agravar las enfermedades dermatológicas de pacientes previamente diagnosticados de rosácea, eccema, dermatitis atópica o neurodermatitis, por lo que es importante asesorar psicológicamente a estas personas. (5)

 

Cabe destacar que el uso frecuente y prolongado de mascarillas puede agravar los problemas de acné o rosácea, así como el empleo frecuente de desinfectantes para la piel puede conllevar un aumento en la incidencia de dermatitis de contacto, no sólo en pacientes con coronavirus sino también personas sanas y en sanitarios.

 

Por otro lado, en España, se está llevando a cabo un estudio para poder correlacionar el Covid-19 con numerosos casos en los que se presenta pigmentación en las zonas distales del cuerpo, como son los dedos de los pies, en los que se observan lesiones como las mencionadas anteriormente.

 

Así como se han registrado manifestaciones como erupciones tipo rash (principalmente en el tronco), erupciones urticarias o vesiculosas, similares a varicela, púrpura… etc.  En los dedos de manos y pies también se están observando lesiones acro-cianóticas parcheadas, generalmente de pequeño tamaño, a veces confluentes y en ocasiones con ampollas. Estas lesiones son similares a la perniosis (sabañones) y las encontramos con frecuencia en niños y adolescentes sin otros síntomas, por lo que cabe destacar que nos encontramos con la posibilidad de que la causa de estas manifestaciones pueda ser otras diferentes al covid19.(7)

 

Otro reciente artículo publicado en España describe la clasificación de las manifestaciones cutáneas de COVID-19, dicho artículo clasifica las lesiones en áreas acrales de eritema con vesículas o pústulas (pseudo ‐ chilblain) (19%), otras erupciones vesiculares (9%), lesiones urticariales (19%), erupciones maculopapulares (47%) y livedo o necrosis (6 %) Las erupciones vesiculares aparecen temprano en el curso de la enfermedad (15% antes de otros síntomas). El patrón de seudo ‐ chilblain frecuentemente aparece tarde en la evolución de la enfermedad COVID ‐ 19 (59% después de otros síntomas), mientras que el resto tiende a aparecer con otros síntomas de COVID ‐ 19. La gravedad de COVID ‐ 19 muestra un gradiente desde la enfermedad menos grave en las lesiones acrales hasta la más grave en los últimos grupos. Los resultados son similares para casos confirmados y sospechosos, tanto en términos de hallazgos clínicos como epidemiológicos. Se discuten los diagnósticos alternativos, pero parece improbable para los patrones más específicos (pseudo ‐ chilblain y vesicular). Entre ellas se destacan 5 grupos:(18)

  1. Áreas acrales de eritema-edema con algunas vesículas o pústulas (pseudo-sabañones) (19% de los casos). Estas lesiones pueden parecerse a los sabañones y tener áreas purpúricas, que afectan las manos y los pies, generalmente asimétricos.
  2. Otras erupciones vesiculares (9%). Algunos se presentaban en el tronco y consistían en pequeñas vesículas monomórficas (a diferencia de las vesículas polimórficas en la varicela) También pueden afectar las extremidades, tener contenido hemorrágico y hacerse más grandes o difusos.
  3. Lesiones urticariales (19%): distribuidas principalmente en el tronco o dispersas. Algunos casos fueron palmar.
  4. Otros maculopapules (47%). Algunos de ellos mostraron distribución perifolicular y diversos grados de escala. Algunos habían sido descritos como similares a la pitiriasis rosada. La púrpura también puede estar presente, ya sea puntiforme o en áreas más grandes. Algunos casos mostraron pápulas infiltradas en las extremidades, principalmente dorso de las manos, que se ven pseudovesiculares o se parecen al eritema elevatum diutinum o al eritema multiforme.
  5. Livedo o necrosis (6%). Estos pacientes mostraron diferentes grados de lesiones que sugieren enfermedad vascular oclusiva, incluidas áreas de isquemia troncal o acral. Algunas de ellas la detallaremos más adelante.

Algunos pacientes mostraron otras manifestaciones como el enanthem o las lesiones de flexión purpúrica. Los dermatólogos también percibieron un mayor número de casos de herpes zoster en pacientes con COVID-19.(17)

Las formas de presentación cutánea que se han descrito hasta el momento son las siguientes:

Exantema/rash

Que puede aparecer de manera generalizada o localizada en una zona corporal, inespecífico, similar a otros exantemas virales, de predominio en tronco, poco o nada pruriginoso. Aparece al inicio de los síntomas respiratorios o días después y es autorresolutivo.(12)

Exantema morbiliforme

Erupción urticariforme

Aparición de eritema y habones, clínicamente indistinguible de una urticaria aguda en hasta un 1,4% de los pacientes con COVID-198,9,10. Al igual que el exantema/rash eritematoso, es una manifestación inespecífica, puesto que una de las causas de la urticaria aguda son las infecciones, sobre todo en niños.(12)

Urticaria: placas eritematosas en frente, mejilla y nariz.(12)

La Urticaria

En pacientes COVID habitualmente aparece en tronco y causa picor, como cualquier urticaria de otro origen. En algunos casos puede haber afectación palmar. En ocasiones presenta una serie de características adicionales que probablemente son más específicas de la “urticaria-COVID” que son: máculas eritematosas en manos/pies, lesiones anulares y ausencia de picor, aunque también origen de la urticaria puede asociarse a los fármacos.(13)

La urticaria anular no es específica de COVID pero puede que sea más frecuente en estos pacientes. La urticaria con afectación de dorso de manos y pies no es específica de COVID pero puede que sea también más frecuente en estos pacientes.(13)

Urticaria: placas eritematosas en manos y pies.(12)

Lesiones vesiculares

Las lesiones vesiculares aparecen en tronco (100%) o tronco y extremidades (20%)

y la fiebre es un hallazgo casi constante (95%). Puede imitar una varicela o picaduras (macula eritematosa infracentimétrica con vesícula/costra central). A diferencia de varicela/picaduras, la “varicela-COVID” no pica o poco, y las lesiones son monomórfas. No se ha estudiado si la PCR de las vesículas es positiva o no en estos pacientes.

La erupción vesicular puede imitar a una varicela (varicela-like), pero a diferencia de ésta las lesiones son monomorfas y presentan picor leve o ausente. Puede observarse una mácula eritematosa con una pequeña costra central correspondiente a la vesícula rota o bien puede imitar a picaduras, pero a diferencia de estas el picor es leve o ausente, observándose una mácula eritematosa con una pequeña costra central.(13)

Rash máculo-papular

El rash máculo-papular de la COVID es muy inespecífico y variable: puede ser o no descamativo, purpúrico o no (petequial como el rash del Dengue), tener distribución perifolicular o no, imitar o no pitiriasis rosada, causar prurito o no.

Puede ocurrir como una Erupción generalizada formada por pequeñas máculas de tonalidad rosada y/o Erupción macular de tonalidad purpúrica.  Hay que destacar que los fármacos empleados para tratar la COVID pueden causar un rash morbiliforme.

El tratamiento de estas manifestaciones es sintomático. En el caso de exantema, erupción urticariforme o erupción vesiculosa se pueden pautar antihistamínicos, emolientes, antisépticos y corticoides tópicos. Para las lesiones acro-isquémicas leves es importante evitar el frío y usar emolientes con lanolina y glicerina. Para las lesiones acro-isquémicas de pacientes hospitalizados se recomienda heparina de bajo peso molecular. Y en todos los casos observación clínica evolutiva añadido al tratamiento de base de la infección si fuese necesario.

Posiblemente haya muchos pacientes con manifestaciones cutáneas que están pasando (o hayan pasado) una infección con mínimos síntomas o asintomática y, por tanto, no han sido diagnosticados con una PCR para covid-19, por lo que dificulta encontrar una relación entre el SARS-CoV-2 y esas lesiones cutáneas. Aun así, ocurre además que pueden aparecer las lesiones actualmente durante esta pandemia, pero en algunos pacientes que han sido estudiados con PCR, han sido negativos; el kit de la cuestión no esta claro si es debido a una baja sensibilidad de la prueba, un signo de un efecto colateral del covid-19 o están relacionadas con el confinamiento y el asilamiento en domicilio.(12)

Para saber si los signos de la piel son parte de la fase activa de la enfermedad o un signo tardío, los dermatólogos creen que evaluar a los pacientes con lesiones cutáneas similares a la congelación es crucial para vincularlo con la enfermedad, por lo que el mayor desafío que supone es la falta de pruebas generalizadas de coronavirus para la asociación entre COVID-19 y los hallazgos de la piel.

Qué debemos hacer ante un paciente con clínica compatible

Pues si eres dermatólogo y las lesiones son sugestivas, reportarlo si el paciente cumple criterios en el estudio COVID-Piel. Si eres un padre/ madre/ paciente preocupado, decirte que mantengas una actitud vigilante, puesto que, al menos en el ámbito domiciliario, casi siempre son casos de pronóstico excelente y que van a solucionarse sin otras complicaciones. Así que no queda otra que vigilar fiebre y aparición de clínica respiratoria, pérdida del sentido del gusto/ olfato, cansancio, dolor muscular u otros síntomas que puedan estar relacionados y que puedan precisar de asistencia sanitaria. Si existe la posibilidad, aunque sea por vía telemática, consultar con el dermatólogo de referencia, aunque en la mayoría de los casos no se podrá obtener un diagnóstico certero, que, sin embargo, podrían ser pacientes con potencial infectividad/ contagiosidad, en el ámbito familiar y cuyo aislamiento, por tratarse en su mayoría de niños sería prácticamente inviable.

Así que de momento intentar reconocer esa clínica como posiblemente asociada a COVID19, llevar a cabo estudios, también histológicos cuando sea posible, para conocer más la patogenia y el tratamiento más adecuado de estas lesiones.  Así mismo los dermatólogos recomiendan llevar a cabo estrategias específicas frente a ciertos pacientes dermatológicos que puedan presentar más riesgo de complicaciones si se infectan por COVID-19 o más susceptibilidad a esta infección.

Es conveniente conocer algunos rasgos de estos síntomas y signos en la piel como:

¿Cuál es la duración de la erupción?

Las lesiones cutáneas de cualquiera de estos 5 patrones generalmente se resuelven de forma espontánea y duran unos 7 días (excepto las lesiones tipo perniosis que suelen durar 2-4 semanas, y la livedo reticularis transitoria que se resuelve en minutos o pocas horas).(13)

 

La relación temporal con otros síntomas

Casi siempre la erupción cutánea aparece simultáneamente (60%) o después del inicio de los síntomas respiratorios (35%), y solo muy raramente (5%) el rash aparece antes de la fiebre o síntomas respiratorios. Es decir, lo habitual es un paciente que consulta por un rash cutáneo con fiebre o rash acompañado de algún síntoma (tos, mialgias, odinofagia). La excepción son las lesiones tipo perniosis que suelen ser una manifestación tardía, y por eso el 60% aparecen después de los síntomas.(13)

 

Relación entre manifestaciones cutáneas y gravedad:(12)

Podemos distinguir 3 grupos en cuanto a severidad/pronóstico.

  • Primero, un grupo de pacientes graves (intubados o con ventilación mecánica) que desarrollan livedo racemosa o purpura retiforme o lesiones cianóticas acrales
  • Segundo grupo de pacientes con lesiones acrales tipo perniosis y con síntomas leves o ausentes.
  • Tercer grupo de pacientes (el resto de patrones cutáneos) que pueden presentar un cuadro leve o grave, sin que la clínica cutánea ayude a predecir la evolución.

 

Riesgo de contagio a otras personas

Diversas publicaciones alertan sobre casos de urticaria febril (o erupción cutánea febril) como primera manifestación de COVID (es decir, en pacientes sin síntomas respiratorios), que han contagiado a múltiples familiares y pacientes por no haberse sospechado inicialmente la posibilidad de COVID. Debemos estar especialmente alerta ante este escenario de “urticaria/rash + fiebre” para evitar que estos pacientes contagien a otras personas. En cambio, las personas con lesiones tipo perniosis probablemente no sean contagiosas, ya que la mayoría de PCR realizadas en estos pacientes son negativas.

Relación con la toma de fármacos: los pacientes que recibían tramiento farmacológico presentaban de manera más frecuente los patrones siguientes (de mayor a menor frecuencia): livedo reticularis, urticaria, erupción máculo-papular, perniosis o erupción vesicular. Este hecho parece estar relacionado con la gravedad de la infección.(12)

Bibliografía

  1. Ferioli M, Cisternino C, Leo V, Pisani L, Palange P, Nava S. Protecting healthcare workers from SARS-CoV-2 infection: practical indications. Eur Respir Rev Off J Eur Respir Soc. 31 de marzo de 2020;29(155).
  2. ¿Qué les pasa a nuestros pulmones cuando morimos de neumonía? [Internet]. [citado 22 de abril de 2020]. Disponible en: https://nmas1.org/news/2020/03/19/neumonia-sars-cov2-covid
  3. Hallazgos radiológicos de 81 pacientes con neumonía por COVID-19 en Wuhan – Artículos – IntraMed [Internet]. [citado 22 de abril de 2020]. Disponible en: https://www.intramed.net/contenidover.asp?contenidoid=95878
  4. Merad M, Martin JC. Pathological inflammation in patients with COVID-19: a key role for monocytes and macrophages. Nat Rev Immunol. 6 de mayo de 2020;1-8.
  5. Thromboinflammation and the hypercoagulability of COVID‐19 [Internet]. [citado 14 de mayo de 2020]. Disponible en: https://onlinelibrary.wiley.com/doi/epdf/10.1111/jth.14849
  6. Bikdeli B, Madhavan MV, Jimenez D, Chuich T, Dreyfus I, Driggin E, et al. COVID-19 and Thrombotic or Thromboembolic Disease: Implications for Prevention, Antithrombotic Therapy, and Follow-up. J Am Coll Cardiol [Internet]. 17 de abril de 2020 [citado 21 de abril de 2020]; Disponible en: http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0735109720350087
  7. Hernández RAG, Seriel LR, Aportela RA, Pérez LIA, Navas MH. COVID-19: en torno al sistema cardiovascular. An Acad Cienc Cuba [Internet]. 16 de abril de 2020 [citado 22 de abril de 2020];10(2). Disponible en: http://www.revistaccuba.sld.cu/index.php/revacc/article/view/782
  8. Espinosa G, Reverter JC. Coagulación y fibrinólisis plasmática. Estados de hipercoagulabilidad. Med Integral. 1 de septiembre de 2001;38(4):156-66.
  9. Wichmann D, Sperhake J-P, Lütgehetmann M, Steurer S, Edler C, Heinemann A, et al. Autopsy Findings and Venous Thromboembolism in Patients With COVID-19. Ann Intern Med [Internet]. 6 de mayo de 2020 [citado 20 de mayo de 2020]; Disponible en: https://www.acpjournals.org/doi/10.7326/M20-2003
  10. Coronavirus y manifestaciones cutáneas (AMF ) [Internet]. [citado 22 de abril de 2020]. Disponible en: https://amf-semfyc.com/web/article_ver.php?id=2650
  11. ¿COVID19 en forma de sabañones? [Internet]. [citado 14 de mayo de 2020]. Disponible en: https://www.dermapixel.com/2020/04/covid19-en-forma-de-sabanones.html
  12. López P por Á. Manifestaciones cutáneas en pacientes con coronavirus [Internet]. Academia Española de Dermatología y Venereología. 2020 [citado 22 de abril de 2020]. Disponible en: https://aedv.es/manifestaciones-cutaneas-en-pacientes-con-coronavirus/
  13. Manifestaciones cutáneas relacionadas con la COVID [Internet]. Dermatologia en Primaria Camfic. 2020 [citado 14 de mayo de 2020]. Disponible en: http://dermatoscopia.camfic.cat/2020/05/09/manifestaciones-cutaneas-covid/
  14. Magro C, Mulvey JJ, Berlin D, Nuovo G, Salvatore S, Harp J, et al. Complement associated microvascular injury and thrombosis in the pathogenesis of severe COVID-19 infection: A report of five cases. Transl Res [Internet]. 15 de abril de 2020 [citado 14 de mayo de 2020]; Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC7158248/
  15. Yan Y, Chen H, Chen L, Cheng B, Diao P, Dong L, et al. Consensus of Chinese experts on protection of skin and mucous membrane barrier for health-care workers fighting against coronavirus disease 2019. Dermatol Ther. n/a(n/a):e13310.
  16. Recalcati S. Cutaneous manifestations in COVID-19: a first perspective. J Eur Acad Dermatol Venereol [Internet]. [citado 22 de abril de 2020];n/a(n/a). Disponible en: https://onlinelibrary.wiley.com/doi/abs/10.1111/jdv.16387
  17. Joob B, Wiwanitkit V. COVID-19 can present with a rash and be mistaken for dengue. J Am Acad Dermatol. mayo de 2020;82(5):e177.
  18. Casas CG, Català A, Hernández GC, Rodríguez‐Jiménez P, Nieto DF, Lario AR-V, et al. Classification of the cutaneous manifestations of COVID-19: a rapid prospective nationwide consensus study in Spain with 375 cases. Br J Dermatol [Internet]. [citado 14 de mayo de 2020];n/a(n/a). Disponible en: https://onlinelibrary.wiley.com/doi/abs/10.1111/bjd.19163

Noticias

Día Mundial de las Cardiopatías Congénitas 2021

Publicado

el

Cardiopatías Congénitas Portada

Cada 14 de febrero, además de ser el Día de San Valentín,  se celebra desde 1999 el Día Mundial de las Cardiopatías Congénitas, una fecha creada con el objetivo de prevenir esta enfermedad de forma temprana, y así recibir quienes la padecen el tratamiento adecuado y poder garantizar una buena calidad de vida.

Las cifras de cardiopatías congénitas siguen aumentando cada año en todo el mundo. La detección rápida de esta enfermedad, sobre todo, durante las primeras etapas de vida en los niños, con un debido tratamiento o a través de la cirugía, mejora la calidad de vida de la persona.

Para este 2020 se ha programado a través de la Fundación Menudos Corazones, un viaje al Camino de Santiago, donde 18 jóvenes que sufren este trastorno, realizarán un recorrido de 89 kilómetros, como una manera de incentivar a otros pacientes y demostrar que no hay límites ante una enfermedad. 1

 

El término cardiopatía congénita describe las alteraciones estructurales del corazón y los grandes vasos que se originan antes del nacimiento. La mayoría de estas alteraciones se deben a un desarrollo defectuoso del embrión durante el embarazo en el momento que se forman las estructuras cardiovasculares principales, congénito significa que naces con el defecto. Las alteraciones cardíacas pueden cambiar la forma en que la sangre fluye a través del corazón. Dependiendo del defecto pueden no causar ningún problema a causar complicaciones que pueden poner en riesgo la vida. 

Aparecen aproximadamente en el 1% de los recién nacidos vivos, existiendo casi un número incontable de cardiopatías congénitas diferentes, por lo que es necesario clasificarlas. Gracias a los avances en el diagnóstico y el tratamiento, los bebés con estas enfermedades pueden vivir hasta la edad adulta. Algunas alteraciones se manifiestan poco después de nacer, relacionadas a menudo con el paso de la circulación fetal a la postnatal (con oxigenación dependiendo de los pulmones y no de la placenta). En cambio existen otras que no aparecen hasta la edad adulta. 2,3,4

Clasificamos las cardiopatías congénitas en 4,5:

  • Malformaciones congénitas de las cámaras cardíacas y sus conexiones:
    • Transposición de los grandes vasos. Presenta una disposición anormal de los vasos sanguíneos que salen y entran al corazón.
    • Truncus arteriosus persistente.
  • Malformaciones del septo cardíaco:
    • Comunicación interauricular (CIA). Una deficiencia del septum o tabique que separa las cavidades del corazón. Normalmente no causan problemas, aunque pueden generar insuficiencia cardíaca, hipertensión, accidentes cerebrovasculares etc.
    • Comunicación interventricular (CIV). Es la cardiopatía congénita mas frecuente, se caracteriza por el cierre incompleto del tabique interventricular. Pueden ser asintomáticas.
    • Tetralogía de Fallot. Se caracteriza por cuatro malformaciones que dan lugar a la mezcla de sangre arterial con la sangre venosa con efectos cianotizantes.
Cardiopatía Congénitas

Imagen 1

  • Malformaciones de la válvula pulmonar y tricúspide:
    • Atresia pulmonar. Se caracteriza por un defecto en el desarrollo de la válvula pulmonar, de tal forma que esta no existe o es anómala y no es posible el paso de sangre desde el ventrículo derecho a la arteria pulmonar.
    • Atresia tricuspídea. Ausencia total de la válvula tricúspide, lo que impide el paso de la sangre de la aurícula derecha al ventrículo derecho. El ventrículo derecho está poco desarrollado y su tamaño es inferior al normal.
    • Anomalía de Ebstein. Una alteración en el desarrollo de la válvula tricúspide que tiene una estructura y localización anómala.
  • Malformaciones de la válvula aórtica y mitral.
  • Otras malformaciones congénitas del corazón:
    • Dextrocardia. El corazón se encuentra en la mitad derecha del tórax.
  • Malformaciones congénitas de las grandes arterias:
    • Coartación de aorta. El estrechamiento de la aorta torácica en la región próxima a donde se encuentra el ductus arteriosus.
    • Ductus arterioso persistente o conducto arterioso persistente (CAP) o persistencia del conducto arterioso (PCA). La persistencia de la comunicación que existe entre el sistema arterial pulmonar y la aorta durante la vida fetal, denominado ductus arteriosus.
    • Origen anómalo de la coronaria izquierda en la arteria pulmonar. También conocida como ALCAPA, la arteria coronaria izquierda surge de la arteria pulmonar, en lugar de ser una rama de la arteria aorta que es lo normal.
  • Malformaciones congénitas de las grandes venas:
    • Síndrome de la cimitarra. O Síndrome de drenaje venoso anómalo del pulmón derecho, consiste en un mal drenaje de las venas pulmonares derechas a la vena cava inferior.
  • Otras malformaciones congénitas del sistema circulatorio.

Actualmente se desconoce la verdadera causa de estas alteraciones en el desarrollo cardíaco. Si que existen ciertos factores de riesgo ambientales y genéticos que podrían jugar un papel en el desarrollo de las enfermedades cardíacas congénitas. En muchas ocasiones no se detecta la causa que ha originado estas enfermedades3,4:

  • Genética. Parecen ser hereditarias y se asocian con varios síndromes genéticos, por ejemplo, las personas con síndrome de Down suelen tener defectos cardíacos. Existen pruebas que pueden detectar estos trastornos durante el embarazo.
  • Sarampión alemán (rubéola). Sufrir la rubéola durante el embarazo puede afectar la forma en que se desarrolla el corazón del bebé en el útero.
  • Diabetes. Tener diabetes puede afectar el desarrollo del corazón del bebé en el útero. La diabetes gestacional generalmente no aumenta el riesgo de enfermedades cardíacas congénitas.
  • Medicamentos. Tomar ciertos medicamentos durante el embarazo puede causar enfermedades cardíacas congénitas. Entre los medicamentos vinculados a los defectos cardíacos se encuentran el litio (para el trastorno bipolar), la isotretinoína (que se utiliza para tratar el acné), hidantoína (para el tratamiento de desórdenes convulsivos), o talidomida (para tratar mielomas). Siempre debes informar a tu médico de los medicamentos que tomas aunque no te los haya recetado un médico.
  • Alcohol. Beber alcohol durante el embarazo contribuye al riesgo de defectos cardíacos en el embrión.
  • Tabaquismo. Que la madre fume durante el embarazo aumenta el riesgo de que su hijo tenga un defecto cardíaco congénito.

Síntomas y signos 4,5

Existen cardiopatías congénitas que no presentan ni signos ni síntomas. En algunos casos los signos o síntomas aparecen más tarde en la vida y no en el momento del nacimiento.

Los síntomas de enfermedades cardíacas congénitas más comunes en los adultos incluyen:

  • Ritmo cardíaco anormal (arritmias).
  • Cianosis agravada con el esfuerzo (un color azulado en la piel, los labios y las uñas).
dedos cianóticos

Imagen 2

  • Falta de aire.
  • Cansancio rápido tras un esfuerzo.
  • Síncopes (desmayos).
  • Insuficiencia cardíaca congestiva.
  • Hinchazón del tejido o los órganos del cuerpo (edema).

Imagen 3

  • Disminución de los niveles de oxigeno en sangre.

También hay síntomas que pueden volver años después de haber recibido tratamiento para un defecto cardíaco. Las complicaciones de estas enfermedades cardíacas que pueden aparecer años después de recibir un tratamiento son3:

  • Latidos irregulares (arritmias). Aparecen cuando las señales eléctricas que      coordinan los latidos del corazón no funcionan correctamente. El tejido cicatrizante en el corazón de cirugías anteriores pueden influir en esta     complicación.
  • Infección cardíaca (endocarditis). Es una infección del revestimiento interno del corazón.
  • Accidente cerebrovascular.
  • Hipertensión pulmonar. Algunos defectos cardíacos congénitos envían más sangre a los pulmones, y esto hace que la presión se acumule. Esto puede debilitar el músculo del corazón y que a veces falle.
  • Insuficiencia cardíaca.

Para entender la enfermedad cardíaca congénita y en como puede influir en la evolución de una úlcera, ayuda conocer el funcionamiento del corazón, por eso os invito a leer también algunas entradas anteriores de nuestro blog: Día Mundial del Corazón 2020 (29/09/2020), Insuficiencia Arterial-Diagnóstico y tratamiento(10/08/2020), Insuficiencia arterial-Caso clínico (27/05/2020), Insuficiencia Arterial-Definición (12/12/2019).

Diagnóstico 3,6,7

Para diagnosticar o descartar una enfermedad cardíaca congénita se pueden realizar los siguientes exámenes:

  • Electrocardiograma. Es una prueba indolora en la que se registra las señales eléctricas del corazón. También se puede realizar mientras se hace ejercicio en una bicicleta o en una cinta de correr, se denominan prueba de esfuerzo.
  • Oximetría de pulso. Un sensor que se conecta al dedo puede decirnos cuanto oxígeno tenemos en la sangre.
oxiometro
  • Oximetría de pulso. Un sensor que se conecta al dedo puede decirnos cuanto oxígeno tenemos en la sangre.
  • Radiografía del Tórax. Muestran cambios en el tamaño y forma del corazón, y problemas en los pulmones.
  • Monitor Holter. Nominada también Monitorización electrocardiográfica ambulatoria. Registra la actividad eléctrica cardíaca continua durante 24 horas.
  • Ecocardiograma. Se crean imágenes del corazón en movimiento, y así se puede ver como las cavidades y válvulas del corazón bombean la sangre a través del corazón. También se pueden realizar haciendo ejercicio.
  • Ecocardiograma transesofágico. Se guía un tubo flexible con un transductor por la garganta hasta dentro del esófago. Se realiza bajo sedación.
  • Tomografía computarizada y resonancia magnética cardíaca. Generan imágenes del corazón y el pecho. El paciente se acuesta en una mesa que se desliza dentro de una larga máquina en forma de tubo.
  • Cateterismo cardíaco. Se puede usar para comprobar el flujo de sangre y la presión arterial del corazón. Se realiza bajo sedación. Se inserta un catéter en una arteria o vena de la ingle, el cuello o el brazo hasta el corazón.

El médico también te realizará un examen físico y escuchará tu corazón con un estetoscopio, y recogerá tus antecedentes médicos y familiares mediante preguntas.

Tratamientos 3,7

La mayoría de las enfermedades cardíacas congénitas se tratan con éxito en la infancia. Pero hay algunas que no son lo suficientemente graves como para corregirlas durante la infancia, pero pueden causar problemas según la persona crece.

El número de técnicas y recursos es muy amplio gracias al desarrollo tecnológico del último siglo, y que no para de crecer. Afortunadamente podemos decir que hoy día existen tratamientos para la gran mayoría de cardiopatías congénitas.

Dependiendo de la gravedad del problema cardíaco en adultos los tratamientos son los siguientes:

  • Espera en observación. Puede que al ser leves solo necesiten controles ocasionales para asegurarse de que el problema no empeore.
  • Medicamentos. Algunas anomalías cardíacas congénitas leves se pueden tratar con medicamentos que ayudan a que el corazón funcione más eficientemente. También medicamentos para prevenir coágulos de sangre o para controlar los latidos irregulares del corazón.
  • Cirugías y otros procedimientos:
    • Dispositivos cardíacos implantables. Por ejemplo un marcapasos, o un desfibrilador cardioversor implantable.
Dispositivo Cardíaco Implantado

Imagen 5

    • Tratamientos con catéteres. Procedimientos que permiten realizar una reparación sin cirugía a corazón abierto, en estos se coloca un catéter en una vena o arteria de la pierna y lo guían hasta el corazón con ayuda de rayos X.
    • Cirugía a corazón abierto. Cuando no es posible arreglar el defecto cardíaco con catéteres.
    • Trasplante de corazón. Cuando el defecto cardíaco es tan grave que no puede ser reparado.

¿Se puede prevenir la cardiopatía congénita? 5

Existen medidas de prevención primaria de las malformaciones congénitas para reducir el riesgo durante el embarazo:

  • Mejorar la dieta de las embarazadas con vitaminas y minerales, por ejemplo el ácido fólico.
  • Eliminar el tabaco, drogas y el consumo de bebidas alcohólicas.
  • Controlar los niveles de glucosa en sangre si la embarazada es diabética.
  • Consultar con el médico antes de tomar medicación durante el embarazo.

Nunca olvidéis cuidar vuestro corazón y vuestro cuerpo para prevenir posibles enfermedades o posibles complicaciones si ya se padece una enfermedad. Para eso se debe seguir un estilo de vida saludable, con una dieta equilibrada, realizar ejercicio varias veces a la semana, dejar hábitos tóxicos, realizar una analítica de sangre anualmente, etc.

Os recomiendo también leer las siguientes entradas anteriores sobre:

Imagen 6

Bibliografía:

1. Día Mundial de las Cardiopatías Congénitas.[monografía en Internet].2021.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://www.diainternacionalde.com/ficha/dia-mundial-cardiopatias-congenitas

2. FundaciónDelCorazón.Cardiopatías congénitas.[monografía en Internet].2020.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://fundaciondelcorazon.com/informacion-para-pacientes/enfermedades-cardiovasculares/cardiopatias-congenitas.html

3. MayoClinic. Enfermedad cardíaca congénita en adultos. [monografía en Internet].2020.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/adult-congenital-heart-disease/symptoms-causes/syc-20355456

4. Wikipedia. Cardiopatía congénita.[monografía en Internet].2021.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://es.wikipedia.org/wiki/Cardiopat%C3%ADa_cong%C3%A9nita

5. TopDoctors España. Cardiopatía congénita. [monografía en Internet].[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://www.topdoctors.es/diccionario-medico/cardiopatia-congenita#

6. AccessMedicina. Cardiopatías congénitas. Capítulo 19b:II.[monografía en Internet].2018.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://accessmedicina.mhmedical.com/content.aspx?bookid=2364&sectionid=201525366

7. Corazónyvida. Cardiopatías congénitas.[monografía en Internet].2020.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://www.corazonyvida.org/cardiopatias-congenitas/

 

Imágenes:

1. Wikipedia.Tetralogía de Fallot.[monografía en Internet].2021.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://es.wikipedia.org/wiki/Tetralog%C3%ADa_de_Fallot

2. MundoAsistencial.Cianosis.[monografía en Internet].2018.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://mundoasistencial.com/cianosis/

3. Wikipedia.Edema.[monografía en Internet].2021.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://es.wikipedia.org/wiki/Edema

4. ElComercio.Oxímetro.¿cómo usarlo y cúal es su precio?.[monografía en Internet].2020.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://elcomercio.pe/respuestas/oximetro-como-detectar-cuando-se-tiene-insuficiencia-respiratoria-coronavirus-covid-19-como-usar-un-oximetro-revtli-noticia/

5. Cuidando tu corazón. Blog:entendiendo los dispositivos cardíacos implantables.[monografía en Internet].2020.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://cuidandotucorazon.com/entendiendo-los-dispositivos-cardiacos-implantables/

6. PortmanProperties.Estilo de vida saludable junto al mar.[monografía en Internet].2021.[acceso el 7 de febrero 2021]. Disponible en https://portmanproperties.es/estilo-de-vida-saludable/

Continuar leyendo

Noticias

Día Mundial contra el Cáncer 2021

El 4 de febrero se celebra el Día Mundial contra el Cáncer, promovido por La Organización Mundial de la Salud, el Centro Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer (CIIC) y la Unión Internacional contra el Cáncer (UICC) con el objetivo de aumentar la concienciación y movilizar a la sociedad para avanzar en la prevención y control de esta enfermedad.

Publicado

el

¿Qué es el cáncer? (1)

Todos oímos hablar de cáncer, y la mayoría de nosotros, conocemos directamente a personas con esta enfermedad que causa tanto temor. Pero ¿sabemos realmente qué es el cáncer?

El cáncer es una enfermedad que hace que un grupo de células del organismo crezcan de manera anómala e incontrolada dando lugar a un bulto o masa. Esto ocurre en todos los cánceres excepto en la leucemia (cáncer en la sangre).

Si no se trata, el tumor suele invadir el tejido circundante y puede provocar metástasis en puntos distantes del organismo diseminándose a otros órganos y tejidos.

¿Qué es un tumor? (1)

La mayoría de los cánceres forman una masa referida como tumor o crecimiento. Sin embargo, no todas las masas (tumores) son cancerosas. Los médicos extraen un fragmento de la masa y la analizan para determinar si es cáncer (esto se conoce como una biopsia).

  • Las masas que no contienen células cancerosas se denominan tumores benignos
  • Las masas que sí contienen células cancerosas se denominan tumores malignos

Algunos tipos de cáncer, como la leucemia (cáncer en la sangre), no forman tumores. Estos tipos de cáncer se desarrollan en los glóbulos (células sanguíneas) o en otras células del cuerpo.

Incidencia del cáncer. (2)

incidencia población

Se estima que uno de cada dos hombres y una de cada tres mujeres tendrá cáncer en algún momento de su vida. Cada año se diagnostican en el mundo más de 14 millones de casos nuevos y la enfermedad provoca 9,6 millones de muertes al año.

En España la tendencia es similar a la del resto de los países. Según el informe de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM) el número de tumores diagnosticados en nuestro país en el año 2019 alcanzó la cifra de 277.234.  La cifra supone que la incidencia ha aumentado un 12% en los últimos cinco años. Uno de los datos más llamativos es que cuando se comparan los datos por sexos, en mujeres el incremento es de casi un 18% mientras que en los hombres ha sido de  un 8%. En este año 2020 es esperable que nos acerquemos a los 300.000, barrera que sobrepasaremos, sin duda, en el año 2025. Todo parece indicar que, si seguimos con esta tendencia, el numero de casos en el año 2040 se habrá incrementado en un 40% y se superarán los 370.000.

Con estas cifras, es muy probable que nosotros mismos o alguien de nuestra familia tengan cáncer en algún momento de sus vidas. Por eso se trata de una cuestión que nos afecta a todos.

Factores de riesgo para el cáncer. (2,3)

Debido a que el cáncer se refiere a un grupo complejo de enfermedades, puede deberse a muchas posibles causas, como hábitos del estilo de vida, factores genéticos, agentes cancerígenos y factores ambientales. En ocasiones no hay una causa aparente para el cáncer.

Existen muchos tipos de cáncer que una persona puede desarrollar, debido a causas múltiples. En muchos casos, los factores de riesgo no pueden modificarse, pero alrededor de un tercio de los casos de cáncer pueden evitarse reduciendo los factores de riesgo principales.

Factores de riesgo no modificables son la edad o la genética.

Los factores de riesgo que sí podemos controlar son, entre otros:

  • Consumo de alcohol, tabaco y drogas.
  • Alimentación y dieta.
  • Actividad y ejercicio físicos.
  • Radiaciones o exposición a sustancias cancerígenas.
  • Determinadas infecciones.
impacto de factores de riegos
(2)

Síntomas (4)

síntomas cáncer

Existen muchos tipos de cánceres y los síntomas varían de una persona a otra, pero es cierto también que algunos síntomas son muy significativos, por lo que es preciso prestar especial atención, teniendo en cuenta que la presencia en sí de uno o varios de estos síntomas no quiere decir que padezcamos cáncer. Siempre se debe consultar con un médico los siguientes signos y síntomas:

  • Bultos o masas extrañas en cualquier parte del cuerpo.
  • Fatiga, cansancio, falta de aire o tos o ronquera.
  • Sangrados o hemorragias imprevistas.
  • Hemorragia o moretones sin una razón aparente.
  • Cambios en el intestino; Sangre en el excremento o cambios en los hábitos del intestino.
  • Pérdida de peso repentina o falta de apetito.
  • Dolor.
  • Complicaciones al tragar, al orinar o al realizar cualquier otra necesidad fisiológica.
  • Problemas neurológicos; Dolores de cabeza, Convulsiones, Cambios en la vista, Cambios en la audición, Parálisis facial.
  • Fiebre o Sudores nocturnos intensos sin justificación.
  • Cambios en un lunar o manchas en la piel. Cambios de la piel como un bulto de color carne que sangra o que se vuelve escamoso, un nuevo lunar o un cambio en un lunar ya existente, una irritación que no sana, o la ictericia (volverse amarillos la piel o el blanco de los ojos).
  • Hinchazón o bultos en cualquier parte como en el cuello, en las axilas, el estómago y las ingles.
  • Cambios en las mamas.

Tratamiento del cáncer. (1)

Muchas de las veces, los medicamentos son usados para combatir a las células cancerosas o para frenar su crecimiento al impedir que sigan reproduciéndose. Algunos tipos de estos medicamentos se pueden administrar por vía intravenosa (mediante una inyección en una vena), mientras que otros consisten de píldoras que se toman por vía oral. Cada medicamento funciona de forma distinta y en ocasiones se usa uno o más medicamentos conjuntamente para el tratamiento. Los distintos tipos de medicamentos usados contra el cáncer son:

  • Quimioterapia (quimio)
  • Terapia dirigida
  • Inmunoterapia
  • Terapia hormonal
  • Radioterapia

Como somos un equipo especializado en deterioro de la integridad cutánea, nos vamos a centrar en este blog en el carcinoma de piel, en el que os daremos unas nociones básicas para poder estar alerta ante las diferentes anomalías, y poder consultar con el especialista de una forma temprana.

melanoma

El cáncer de piel. (5,6)

El cáncer de piel es un crecimiento anormal de las células de la piel, que se suele desarrollar en la piel expuesta al sol, aunque esta forma frecuente de cáncer también puede ocurrir en zonas de piel que normalmente no están expuestas a la luz solar.

cancer de piel en cifras
(6)

Existen tres tipos principales de cáncer de piel: carcinoma basocelular, carcinoma espinocelular y melanoma.

Para reducir el riesgo de padecer cáncer de piel, es preciso limitar o evitar la exposición a la radiación ultravioleta (UV), así como revisar la piel para detectar cambios sospechosos puede ayudar a detectar el cáncer de piel en sus estadios iniciales.

La detección temprana del cáncer de piel te brinda la mayor probabilidad de que el tratamiento del cáncer de piel sea exitoso.

1. Síntomas y signos del carcinoma de piel. (5,6)

El cáncer de piel afecta a personas de todos los tonos de piel, incluidas aquellas con tez más oscura.

El cáncer de piel se manifiesta principalmente en las zonas de la piel más expuestas al sol, como el cuero cabelludo, el rostro, los labios, las orejas, el cuello, el pecho, los brazos y las manos, y, en el caso de las mujeres, las piernas. Pero también puede formarse en áreas que rara vez ven la luz del día: las palmas de las manos, debajo de las uñas de las manos o de los pies y el área genital.

Cuando el melanoma ocurre en personas con tonos de piel oscuros, es más probable que ocurra en áreas que normalmente no están expuestas al sol, como las palmas de las manos y las plantas de los pies.

1.1 Signos y síntomas del carcinoma de células basales. (5,6)

El carcinoma de células basales es la forma más frecuente de cáncer de piel. Su incidencia está aumentando en un 10% anual. Prácticamente todos aparecen en áreas del cuerpo expuestas al sol, sobre todo, en cara, orejas, cuero cabelludo, hombros y espalda.

Se producen por crecimiento de las células basales que se sitúan en la capa más profunda de la epidermis (la capa más superficial de la piel).

No tiene capacidad de dar metástasis, aunque puede ser invasivo localmente por su crecimiento lento pero progresivo.

 

Por lo general, los carcinomas de células basales se producen en áreas del cuerpo expuestas al sol, como el cuello o el rostro.

El carcinoma de células basales puede aparecer como:

  • Un bulto ceroso o perlado
  • Una lesión plana, parecida a una cicatriz marrón o del color de la piel
  • Una úlcera con costras o sangrante que se cura y regresa
(5)

Os dejamos una entrada de blog que publicamos sobre un caso de carcinoma basocelular.

1.2 Signos y síntomas del carcinoma espinocelular. (5–7)

El Carcinoma de Células Escamosas es el segundo cáncer de piel más frecuente.  Supone el 20-25% de los tumores malignos cutáneos. En los últimos 20 años esta incidencia ha aumentado en casi todos los países, debido a la mayor exposición a la luz solar y a los cambios en el estilo de vestirse.

Se producen por crecimiento anómalo de las células escamosas, los queratinocitos, que conforman casi toda la capa más exterior de la piel (epidermis).

Tienen el aspecto de heridas con costra y bordes sobre elevados que sangran fácilmente.

Pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo, aunque suelen darse en áreas que suelen estar expuestas a la luz UV como, por ejemplo, orejas, cara, cuero cabelludo, manos, brazos y piernas. El daño provocado por la exposición solar en las células es acumulativo, por lo que el riesgo de padecer este cáncer se incrementa con la edad.

Es un tumor con capacidad para dar metástasis sobre todo a nivel ganglionar, pero esto es infrecuente y solo ocurre en casos muy avanzados.

 

En la mayoría de los casos, el carcinoma espinocelular se produce en áreas del cuerpo expuestas al sol, como el rostro, las orejas y las manos. Las personas con piel más oscura son más propensas a desarrollar carcinomas espinocelulares en áreas que generalmente no están expuestas al sol.

El carcinoma espinocelular puede aparecer como:

  • Un nódulo rojo y firme
  • Una lesión plana con una superficie escamosa y con costras
(8)
(7)

1.3 Signos y síntomas del melanoma. (5,6)

El melanoma puede formarse en cualquier parte del cuerpo, en la piel normal o en un lunar existente que se vuelve canceroso., aunque con mayor frecuencia aparece en el rostro o el tronco de los hombres y en las mujeres, este tipo de cáncer más a menudo se desarrolla en la parte inferior de las piernas. Tanto en los hombres como en las mujeres, el melanoma se puede producir en la piel que no ha sido expuesta al sol.

El melanoma puede afectar a las personas de todos los tipos de piel. En las personas con tonos de piel más oscura, el melanoma tiende a producirse en las palmas de las manos o las plantas de los pies, o bajo las uñas de los pies o las manos.

El primer signo de melanoma suele ser un lunar que cambia de tamaño, forma o color. Este melanoma muestra una variedad de colores y un borde irregular, dos signos de advertencia de melanoma.

(8)

Los signos de melanoma incluyen los siguientes:

  • Un área grande y amarronada con pintitas más oscuras
  • Un lunar que cambia de color, tamaño o sensación, o que sangra
  • Una lesión pequeña con un borde irregular y partes que aparecen de color rojo, rosa, blanco, azul o azul oscuro
  • Una lesión dolorosa que pica o arde
  • Lesiones oscuras en las palmas de las manos, las plantas de los pies, las yemas de los dedos de las manos o los pies, o en el recubrimiento de las mucosas de la boca, la nariz, la vagina o el ano
(5)
(5)

Recomendaciones evitar Cáncer: (11,12)

No consumas tabaco

Fumar está relacionado con varios tipos de cáncer, incluyendo el cáncer de pulmón, boca, garganta, laringe, páncreas, vejiga, cuello uterino y riñón. El tabaco de mascar se ha relacionado con el cáncer de la cavidad oral y del páncreas. Incluso si usted no usa tabaco, ser fumador pasivo podría aumentar el riesgo de desarrollar cáncer de pulmón.

Evitar el tabaco, o decidir dejar de usarlo, es una parte importante de la prevención del cáncer. 

Evitar sustancias cancerígenas

Se entiende por sustancia cancerígena cualquier agente físico, químico o biológico que es capaz de originar un cáncer en el organismo.

Asimismo, se entiende por sustancia mutágena aquella sustancia que puede producir alteraciones en el material genético de las células y por agente teratógeno aquella sustancia que puede producir alteraciones en el feto durante su desarrollo.

Es imprescindible conocer esas sustancias e identificarlas. Existen una serie de criterios relativos a la clasificación, envasado y etiquetado de sustancias y preparados químicos peligrosos (Real Decreto 363/95 y 255/03) y a la protección de los trabajadores contra los riesgos relacionados con la exposición a agentes cancerígenos en el ámbito laboral (Real Decreto 665/97).

Lleva una dieta saludable

Aunque hacer selecciones saludables en el supermercado y a la hora de comer no garantiza la prevención del cáncer, podría reducir el riesgo de desarrollar esta enfermedad. Considera las siguientes pautas:

  • Consume muchas frutas y vegetales.
  • Evita la obesidad. Come más ligero y magro eligiendo menos alimentos ricos en calorías, como los azúcares refinados y las grasas de origen animal.
  • Si eliges beber alcohol, hazlo solo con moderación. El riesgo de desarrollar varios tipos de cáncer, incluyendo el cáncer de mama, colon, pulmón, riñón e hígado, aumenta con la cantidad de alcohol que bebes y la cantidad de tiempo que has estado bebiendo habitualmente.
  • Limita las carnes procesadas. Un informe de la International Agency for Research on Cancer (Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer), la agencia contra el cáncer de la Organización Mundial de la Salud, concluyó que comer grandes cantidades de carne procesada puede aumentar ligeramente el riesgo de desarrollar ciertos tipos de cáncer.

Os recomendamos el consumo de una dieta mediterránea ya que se centra en alimentos de origen vegetal, como frutas y verduras, cereales integrales, legumbres y frutos secos. Quienes llevan una dieta mediterránea eligen grasas saludables, como aceite de oliva en vez de manteca, y pescado en vez de carne roja.

Además, el aceite de oliva extra virgen combinado con nueces mixtas podrían presentar un riesgo reducido de desarrollar cáncer de mama.

Mantén un peso saludable y haz actividad física

Mantener un peso saludable podría reducir el riesgo de desarrollar varios tipos de cáncer, incluido el cáncer de mama, próstata, pulmón, colon y riñón.

La actividad física también cuenta. Además de ayudarte a controlar tu peso, la actividad física por sí sola podría reducir el riesgo de desarrollar cáncer de mama y de colon.

Os recomendamos 150 minutos a la semana de actividad aeróbica moderada o 75 minutos a la semana de actividad aeróbica intensa. Como objetivo general, recomendamos al menos 30 minutos de actividad física en tu rutina diaria.

Protégete del sol

El cáncer de piel es uno de los tipos de cáncer más comunes y uno de los más prevenibles. Puedes intentar lo siguiente:

Evita el sol del mediodía. Mantente alejado del sol entre las 10 a. m. y las 4 p. m., cuando los rayos del sol son más fuertes.

Quédate en la sombra. Cuando estés al aire libre, permanece en la sombra tanto como sea posible. Las gafas de sol y un sombrero también ayudan.

Cúbrete las áreas expuestas. Usa ropa holgada y de tejidos cerrados que cubra la mayor parte posible de tu piel. Opta por colores brillantes u oscuros, que reflejan más la radiación ultravioleta que los colores pasteles o el algodón blanqueado.

No escatimes en protector solar. Usa un protector solar de amplio espectro con un FPS de al menos 30, incluso en días nublados. Colócate abundante cantidad de protector solar, y vuelve a aplicarlo cada dos horas mínimo.

Evita las camas y las lámparas solares. Estos son tan dañinos como la luz solar natural.

Vacúnate.

La prevención del cáncer incluye la protección contra ciertas infecciones virales.

  • La hepatitis B.La hepatitis B puede aumentar el riesgo de desarrollar cáncer de hígado. La vacuna contra la hepatitis B se recomienda para ciertos adultos de alto riesgo, como los adultos que son sexualmente activos pero que no tienen una relación mutuamente monógama, las personas con infecciones de transmisión sexual, las personas que usan drogas intravenosas, los hombres que tienen relaciones sexuales con hombres y los trabajadores de la salud o de la seguridad pública que podrían estar expuestos a sangre o fluidos corporales infectados.
  • Virus del papiloma humano (VPH).El VPH es un virus de transmisión sexual que puede causar cáncer cervical y otros cánceres genitales, así como cánceres de células escamosas de la cabeza y el cuello. La vacuna contra el VPH se recomienda para niñas y niños de 11 y 12 años de edad.

Invierte tiempo en salud. Realiza seguimientos regularmente.

Los autoexámenes y exámenes regulares para varios tipos de cáncer, como el cáncer de piel, de colon, de cuello uterino y de mama, pueden aumentar tus probabilidades de descubrir el cáncer a tiempo, cuando el tratamiento tiene más probabilidades de ser exitoso.

Esperamos que os haya gustado esta entrada y os sirva en vuestro día a día. Para el próximo 23 de mayo (día mundial del melanoma) y 13 de junio (día mundial cáncer de piel) ampliaremos nuestras entradas de blog sobre estos temas de tanta importancia.

Para aquellos que hayan sufrido ulceras por causa de una neoplasia o cáncer os recomendamos leer las siguientes entradas.

Bibliografía

  1. ¿Qué es el cáncer? [Internet]. [citado 28 de enero de 2021]. Disponible en: https://www.cancer.org/es/cancer/aspectos-basicos-sobre-el-cancer/que-es-el-cancer.html
  2. La situación del cáncer en España 2020 [Internet]. Cris Cancer. 2020 [citado 28 de enero de 2021]. Disponible en: https://criscancer.org/es/cancerespana2020/
  3. Factores de riesgo de cáncer – Instituto Nacional del Cáncer [Internet]. 2015 [citado 28 de enero de 2021]. Disponible en: https://www.cancer.gov/espanol/cancer/causas-prevencion/riesgo
  4. Síntomas de cáncer – Instituto Nacional del Cáncer [Internet]. 2015 [citado 28 de enero de 2021]. Disponible en: https://www.cancer.gov/espanol/cancer/diagnostico-estadificacion/sintomas
  5. Cáncer de piel – Síntomas y causas – Mayo Clinic [Internet]. [citado 28 de enero de 2021]. Disponible en: https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/skin-cancer/symptoms-causes/syc-20377605
  6. Cáncer de piel [Internet]. [citado 28 de enero de 2021]. Disponible en: https://www.aecc.es/es/todo-sobre-cancer/tipos-cancer/cancer-piel
  7. Bonerandi J-J, Monestier S. Carcinoma epidermoide (espinocelular) y sus precursores. EMC – Dermatología. 1 de enero de 2011;45(2):1-19.
  8. Cderma [Internet]. [citado 28 de enero de 2021]. Disponible en: http://cdermard.com/consulta/deteccion-cancer-de-piel/carcinoma-espinocelular/
  9. Cáncer de piel – Melanoma [Internet]. [citado 28 de enero de 2021]. Disponible en: https://www.aecc.es/es/todo-sobre-cancer/tipos-cancer/cancer-piel/melanoma
  10. Presentación de diapositivas: Las imágenes de melanomas ayudan a identificar el cáncer de piel [Internet]. Mayo Clinic. [citado 28 de enero de 2021]. Disponible en: https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/skin-cancer/multimedia/melanoma/sls-20076095
  11. Prevención del cáncer. ¿Cómo prevenir el cancer? | AECC [Internet]. [citado 28 de enero de 2021]. Disponible en: https://www.aecc.es/es/todo-sobre-cancer/prevencion
  12. Prevención del cáncer: siete consejos para reducir los riesgos – Mayo Clinic [Internet]. [citado 28 de enero de 2021]. Disponible en: https://www.mayoclinic.org/es-es/healthy-lifestyle/adult-health/in-depth/cancer-prevention/art-20044816
Continuar leyendo

Noticias

La otra cara del COVID-19: Las Úlceras Por Presión

Publicado

el

El COVID-19 y las UPP

Como sabemos y escuchamos, uno de los problemas más graves como consecuencia de la infección por SARS-Cov19 es el síndrome de distrés respiratorio agudo (SDRA). El SDRA es una alteración aguda y severa de la estructura y función pulmonar que se caracteriza por hipoxemia severa, descenso de la capacidad pulmonar y de la capacidad residual pulmonar secundaria a una lesión inflamatoria de la membrana alvéolo-capilar que provoca aumento de la permeabilidad capilar pulmonar y en consecuencia edema pulmonar difuso. (1)

Al margen de tratar la causa desencadenante del SDRA, la hipoxemia severa que caracteriza al síndrome requiere que los pacientes sean ventilados mecánicamente para aumentar la oxigenación arterial. En la actualidad, además de una ventilación mecánica protectora se recomienda el posicionamiento de estos pacientes en decúbito prono (DP) como coadyuvante a la estrategia ventilatoria optimizando la distribución de la relación ventilación-perfusión.(1)

La posición en decúbito prono (DP) o también denominada decúbito ventral, se basa en la posición anatómica del cuerpo humano boca abajo y la cabeza de lado, con el cuello en posición neutra y miembros superiores extendidos pegados al tronco y con las palmas de la mano hacia arriba. Y las extremidades inferiores también extendidas con los pies en flexión neutra y pulgares hacia abajo.(2)

Posición prono

En UCI, debido a los tratamientos administrados, que disminuyen el estado de conciencia de los pacientes por los anestésicos y sedantes, provocándoles la incapacidad para sentir estímulos dolorosos por la presión, así como la incapacidad de rotar a decúbito o solicitar ayuda, junto con la presencia de catéteres y dispositivos que puedan quedar mal colocados y provocar UPP. Es decir en UCI presentan limitación en la movilidad por el protocolo de mínima manipulación por el distrés respiratorio (2,3)

Los pacientes con COVID-19 admitidos en la UCI permanecerán en esta posición por un período aproximadamente de 16 a 18 horas, con descansos entre 8 y 6 horas durante 16 días aproximadamente. La OMS en su recomendación #8 recomienda mínimo de 12 a 14 horas, teniendo en cuenta que esta posición será la mejor estrategia para su asistencia ventilatoria, las áreas de mayor riesgo para presentar LPP son: (2,3)

  • Cara: Frente, nariz, pómulos, mentón, pabellón auricular
  • Tórax y miembros superiores: pectorales, glándulas mamarias, codos
  • Crestas ilíacas
  • Genitales masculinos
  • Miembros inferiores: rodillas, dorso de pies, artejos
Zonas de riesgo de UPP en DP. (3)
La responsabilidad de este cambio postural, al igual que la de todas las movilizaciones que se realizan a los pacientes, recae en el equipo enfermero que, para poder anticiparse y minimizar los riesgos, debe conocer las complicaciones relacionadas con este procedimiento, como son: pérdida de forma accidental de accesos vasculares, drenajes y sondas; lesión del plexo braquial; regurgitación y/o intolerancia a la nutrición enteral y alteraciones del estado hemodinámico y/o respiratorio, edema facial, palpebral y/o conjuntival y donde nos centraremos con motivo de esta entrada son las lesiones cutáneas; úlceras corneales y úlceras por presión.(1)
complicaciones graves
Complicaciones graves definidas en el estándar de calidad de la SEMICYUC para el DP (1)

En relación a los posibles factores relacionados con la aparición de UPP a pesar de que la media de horas en DP es superior en los pacientes con UPP, no hay diferencia significativamente y, por otro lado, se han registrado más UPP en aquellos pacientes que no han recibido un aporte nutricional adecuado, no observándose diferencia significativamente estadística.(1)

Por otro lado, existen estudios que evidencian que la malnutrición es un factor de riesgo de morbilidad, aumentando la tasa de infecciones, estancia en UCI, días de ventilación mecánica, dificultad para la cicatrización de heridas y aumento de la mortalidad, así como existe evidencia científica sobre la influencia del soporte nutricional para obtener mejores resultados clínicos.(1)

Escala de Valoración de riesgo de presentar una lesión por presión (3)

Los suplementos nutricionales y la ayuda a la cicatrización

En nuestras clínicas, recomendamos suplementos nutricionales ya que intervienen en la cicatrización de las heridas por dos conceptos:

  1. La malnutrición aumenta el riesgo de complicaciones asociadas con las heridas.
  2. Sea en forma de soporte nutricional o suplemento de un único nutriente, mejoran y aceleran la respuesta en la cicatrización.

Suplementos recomendados

Es un complemento alimenticio que, mediante la acción sinérgica de sus componentes, aporta nutrientes específicos para favorecer la cicatrización de las úlceras cutáneas, además de promover, por su potente acción antioxidante, un entorno favorable para su curación. Asimismo BALNIMAX, gracias a la actividad de sus componentes, favorece el restablecimiento del correcto funcionamiento del sistema nervioso.(4)

Constituyente esencial de numerosos enzimas con función antioxidante.(4)

Se aconseja tomar 1 comprimido 2 veces al día con las principales comidas.

Su composición se basa: Ácido α-Lipoico (Potente antioxidante, conocido también por su actividad como coenzima del metabolismo celular, que a la vez que restablece otros antioxidantes, como la Vitamina E, la Vitamina C y el glutatión, interviene y promueve importantes ciclos metabólicos, como la producción de ATP), L-Arginina (Aminoácido semiesencial, sustrato en la síntesis de proteínas y precursor de otros metabolitos celulares importantes, como el óxido nítrico (potente vasodilatador), la L-prolina (sustrato para la síntesis de colágeno) y las poliaminas, que estimulan la proliferación celular.), L-Metionina (Aminoácido azufrado esencial, con propiedad antioxidante e importante para el correcto funcionamiento del metabolismo y crecimiento celular.), Vitamina E (Antioxidante que actúa neutralizando la acción de los radicales libres, evitando así las lesiones por isquemia, e interviniendo en la regeneración de tejidos.), Complejo Vitamínico B (Ácido pantoténico, Tiamina, Riboflavina, y Piridoxina) que contribuye en la maduración del colágeno e interviene en el metabolismo de los carbohidratos, grasas y proteínas, así como en el transporte de oxígeno y en la asimilación de los nutrientes por parte de las células nerviosas y Selenio. 

Es un aminoácido condicionalmente esencial. Su suplementación promueve la cicatrización de heridas, aumentando la resistencia a la rotura y la deposición de colágeno cicatricial.

 Alrededor del 50% de la arginina ingerida se libera en la circulación portal y el resto se usa directamente en el intestino delgado. La arginina circulante es un sustrato para el metabolismo de proteínas y colágeno en tejidos extrahepáticos.

El riñón metaboliza la citrulina (el principal precursor de la arginina) en arginina y la exporta a la circulación sistémica. La arginina estimula la síntesis de proteínas, la función de los linfocitos T y regula la actividad del óxido nítrico (NO).

Se ha sugerido que la presencia de NO producido a partir de la arginina ayuda a la transición de una herida desde la fase inflamatoria aguda a la fase proliferativa de la curación de heridas. Barbul et al., demostraron que los efectos beneficiosos de la arginina en la cicatrización de heridas están relacionados, en parte, con las acciones secretoras de las hormonas mediadas por genes de la arginina (hormona del crecimiento, prolactina, insulina y glucagón).(5)

Nutramil Complex Proteina

Es un alimento para usos médicos especiales.

La preparación es una composición de nutrientes esenciales: proteínas, carbohidratos, grasas, vitaminas, micro y macroelementos (incluidos minerales en forma de quelatos de aminoácidos Albion® altamente digestibles).

Es un complemento de la dieta diaria. Este producto incluye tres fuentes de proteína de alto valor de cinética de absorción variable: concentrado de proteína de suero, caseinato de calcio y aislado de proteína de suero.

Las maltodextrinas de maíz son la fuente de carbohidratos en el producto y, al igual que las proteínas, exhiben una tasa de absorción variable. Los aceites vegetales son una fuente de grasas que aportan triglicéridos de cadena larga (LCT), ácidos grasos esenciales y triglicéridos de cadena media (MCT), que constituyen una fuente de energía fácilmente disponible para las personas para quienes es esencial, es decir personas desnutridas o debilitadas. La lipasa y la bilis no son necesarias para la digestión de los triglicéridos de cadena media (MCT), que es de vital importancia, entre otros, en pacientes con trastornos funcionales del páncreas, que ocurren con una absorción deficiente de grasas. Un producto sin gluten y bajo en fibra. Clínicamente sin lactosa.(6)

En relación a la elevada incidencia de UPP, los resultados obtenidos describen la aparición de UPP de grado 2 y 3 en un 27,58 y 10,34% respectivamente de los pacientes en DP. Otro aspecto para tener en cuenta en relación con los resultados obtenidos de UPP sería el tiempo de permanencia en DP ya que en la actualidad no hay una recomendación con base científica sobre el tiempo que debe permanecer el paciente en dicha postura, aunque algún artículo publicado recientemente sí marca una tendencia a ampliar los periodos de permanencia en DP.(1,7,8)


De acuerdo con la posición ordinal en el porcentaje de eventos adversos de las lesiones por presión dentro de todos los eventos adversos, los autores de dicho estudio destacan que estas han pasado de un 3,6% en el estudio ENEAS a un 14% en su estudio durante la pandemia de COVID-19, es decir un 388% de incremento.(7,9)

Como conclusiones, y a pesar de las dificultades y la infra notificación de las lesiones por presión (si comparamos con los estudios nacionales de prevalencia del GNEAUPP), podemos afirmar qué bajo la óptica de las lesiones por presión como evento adverso de Seguridad del Paciente, realmente nos encontramos con una epidemia dentro de la pandemia.(9)

Reconocer de manera temprana la aparición de lesiones por presión (LPP) es primordial para disminuir las posibles complicaciones y secuelas que empeoren la condición general de la salud, comprometiendo aún más la vida del paciente. Debemos garantizar unos cuidados idóneos en el cuidado y tratamiento de las lesiones en la piel de los pacientes para así disminuir al máximo los efectos negativos y que éstos no tengan secuelas.(3)

A su vez, no podemos olvidarnos de otro de los síntomas que afectan directamente a estos pacientes y a la integridad cutánea como es la diarrea. Hay evidencia que nos ofrece una posible relación directa de transmisión fecal del SARS-CoV-2. Es por ello por lo que está indicado el uso de sondas rectales de colección fecal en conjunto con otras terapias, para así primero evitar el re-contagio y segundo mantener la piel de la zona limpia, aislando de la humedad y sin riesgo de perder su integridad desembocando en una UPP.(2)

Entre los síntomas que presentan los pacientes con COVID-19 están las altas temperaturas corporales, posible soporte vasopresor, edad (adulto mayor) y presencia de comorbilidades como es la Diabetes Mellitus, situaciones que aumentan el riesgo de sufrir lesiones por presión a los pacientes en cuestión, por lo tanto se debe prestar especial atención a quienes cumplen estos factores de riesgo, brindar una valoración concienzuda y exhaustiva, de manera que se establezcan planes de atención y cuidado individualizados, realizar seguimiento a su cumplimiento y así lograr los resultados propuestos.

Recomendaciones prevención UPP posición DP (2,3)

  1. Se debe dar especial importancia a la rotación de la cabeza cada 2 horas como mínimo, igual tener en cuenta la rotación de la fijación de TET cada 24 horas, para evitar lesiones por presión causadas por el dispositivo médico específicamente en comisuras labiales. Es importante aplicar protector cutáneo antes de colocar cualquier adhesivo, para evitar daños en la piel por el uso de adhesivos sanitarios; las MARSI. (Medical Adhesive- Related Skin Injuries).
  2. Evitar en la medida de lo posible, de ser necesario redistribuir peso, dispositivos médicos, considere uso de apósito profiláctico, considere realizar el cambio si se daña, se desplaza, se despega o se encuentra excesivamente húmedo.
  3. Puntos importantes a proteger (morfología del paciente, prominencias óseas).
  4. Si no se dispone de dispositivos médicos se pueden utilizar almohadas y cojines que proporcionen la redistribución del peso corporal del paciente, y ubicarlos en el abdomen, muslos y pantorrillas para liberar las prominencias óseas de la presión, tales como tórax, crestas ilíacas, rodillas y dedos de los pies. Estos implementos deben removerse cada dos horas para permitir la perfusión tisular y se debe verificar que el paciente mantiene una adecuada alineación corporal. Los cojines y almohadas deben ser preferiblemente ser viscoelastico o memory foam.
  5. Colocar los brazos en una postura de nadador de modo que el brazo que se encuentra hacia arriba esté en una posición neutral sobre la cabeza y el otro brazo esté hacia abajo paralelo al cuerpo en una posición de confort (la cabeza debe estar alejada de la dirección de la parte superior del brazo) para prevenir el daño del plexo braquial. Es necesario alternar la posición del brazo cada 4 horas evitando el hiperextensión del hombro.
  6. Es importante tener en cuenta las superficies especiales para el manejo de la presión o SEMP, dotar las unidades de cuidados intensivos están importante un ventilador como un adecuado colchón para que cuando estos pacientes se recuperen no presenten lesiones en la piel, que causarían secuelas de por vida (cicatrices, deformidad, etc.). El colchón ideal sería uno de aire alternante en su defecto se podría utilizar un colchón memory foam, y sobre este un sobre colchón de aire alternante con motor donde se pueda programar de acuerdo al peso del paciente, evitar mucha ropa de cama en lo posible una sábana y otra de movimiento, utilizar cojines de acuerdo al área a liberar o aliviar la presión que cuenten con forros de material PVC que es de alta resistencia, no aumenta la temperatura, es impermeable permite la desinfección inmediata.

Desde CMUC nos gustaría mostraros la otra cara de la pandemia con pacientes que han acudido a nuestras clínicas, tras haber requerido ingreso por covid-19 y con necesidad de tratamiento. Lo que falla es la prevención, pero entendemos que debido a la pandemia, la prevención pasa a un segundo plano, por ello creemos necesario de informar a cuidadores y familiares sobre la importancia de la prevención y tratamiento de aquellos pacientes que salen de un ingreso prolongado, en los que las secuelas del covid-19 dificultan la movilidad y así, puedan evitar desde su domicilio la aparición de una UPP, o evitar el empeoramiento promoviéndolos mediante los siguientes cuidados generales:

  • Se debe revisar la piel, por lo menos una vez al día. Cualquier área que permanezca enrojecida, tras unos minutos de haber cambiado de postura, tiene que llamar su atención.
  • Fijarse bien en las zonas típicas de presión: talones, glúteos, espalda, codos y parte posterior de la cabeza.
  • Mantener la piel limpia y seca. Debe usarse jabones que no irriten la piel. Use agua tibia, no muy caliente. Si tiene Herida utilizar suero fisiológico o agua estéril.
  • Usar ropa de cama que sea de tejidos naturales. Mantenga la ropa seca, limpia y sin arrugas.
  • Colocar en las zonas típicas de presión protectores o apósitos acolchados.
  • No realizar masajes sobre prominencias óseas.
  • No utilizar sobre la piel ningún tipo de alcohol.
  • Aplicar cremas hidratantes procurando que se absorban completamente. Evitar la sequedad de la piel: use cremas o aceites hidratantes; recomendamos la gama de productos ozonizados.
  • Evitar el aire frío o seco, así como el calor en exceso ya que provoca sudoración y humedad pudiendo provocar lesiones y/o erupciones en la piel.
  • Evitar la humedad de la orina, heces, sudor o supuración. Cuando esto ocurra debe limpiar muy bien la piel, secándola luego con un paño, nunca frotando. Recomendamos el jabón de ozono por sus propiedades higienizantes.
productos con aceite de ozono ozoaqua
Productos higienizantes con base de aceite ozonizado

Para el aseo en seco, recomendamos distintos productos que pueden localizar pulsando sobre las imágenes situadas bajo este texto.

Usar medidas para controlar la incontinencia de esfínteres: pañales, sondas, colectores, etc… y el cambio de ellos cada vez que sea necesario así evitaremos contaminación de las ulceras, así como la aparición de lesiones por humedad.

A los pacientes encamados es necesario, cada 2-3 horas, moverles alguna zona, haciéndolo, siguiendo un orden, normalmente según las agujas del reloj.

En pacientes que permanecen largo tiempo sentados, si es posible, es conveniente enseñarle a se movilice cada 12-30 minutos, si no es posible realizaremos nosotros los cambios posturales.

  • Procurar mantener la alineación corporal para así distribuir el peso de manera uniforme.
  • Evitar el contacto directo de las prominencias óseas entre sí, por ejemplo tobillos, rodillas, etc.
  • Evitar el arrastre, si tiene que moverlo pida ayuda a otra persona para no arrastrarlo por la cama.
  • Si es necesario eleve la cabecera de la cama lo mínimo posible y durante el tiempo mínimo preciso.
  • Usar dispositivos que disminuyan al máximo la presión: cojines, colchones anti-escaras, taloneras etc son materiales complementarios, no sustituyen nunca a los cambios posturales.

Webinar completo sobre los cuidados de las UPP

El COVID-19 y la incidencia en la aparición de las UPP

observamos una incidencia en la aparición de UPP, sino también un elevado índice de pacientes que han empeorado tras el inicio del COVID-19 por la falta de tratamiento / seguimiento. Os mostramos algunos ejemplos usuales.

Las imágenes abajo mostradas, realizaron ingreso con piel intacta:

No solo observamos una incidencia de UPP desde el que comenzó la pandemia, también en úlceras de cualquier etiología, observándose una mayor incidencia en las lesiones venosas por lo que recomendamos visitar los siguientes enlaces de información:

Desde CMUC, ponemos solución, tras el diagnóstico y valoración de la lesión, estableciendo un plan de cuidados y tratamiento personalizado, ya que las úlceras SÍ tienen solución.

Para conocernos mejor, os invitamos visitar nuestra pagina web, donde conocerás a nuestro equipo y nuestros tratamientos.

Bibliografía

  1. Jové Ponseti E, Villarrasa Millán A, Ortiz Chinchilla D. Análisis de las complicaciones del decúbito prono en el síndrome de distrés respiratorio agudo: estándar de calidad, incidencia y factores relacionados. Enferm Intensiva. 1 de julio de 2017;28(3):125-34.
  2. Casanova PL. Guía para la prevención y tratamiento de las lesiones por presión en pacientes criticos en decúbito prono. [Internet]. GNEAUPP. 2020 [citado 21 de enero de 2021]. Disponible en: https://gneaupp.info/guia-para-la-prevencion-y-tratamiento-de-las-lesiones-por-presion-en-pacientes-criticos-en-decubito-prono/
  3. Casanova PL. MANEJO DE LA PIEL EN PACIENTES COVID-19: PROTOCOLO PIEL SANA EN UNIDADES DE CUIDADOS INTENSIVOS.1a parte [Internet]. GNEAUPP. 2020 [citado 21 de enero de 2021]. Disponible en: https://gneaupp.info/manejo-de-la-piel-en-pacientes-coviid-119-protocolo-piel-sana-en-unidades-de-cuidados-intensivos/
  4. Verdú Soriano J, Segovia Gómez T, Bermejo Martínez M, López Casanova P, Arboledas Bellón J, Carrasco Herrero JMa, et al. Efecto de un suplemento nutricional específico (Balnimax®) en la cicatrización de úlceras de la extremidad inferior de etiología venosa y úlceras por presión. Gerokomos. marzo de 2016;27(1):27-32.
  5. Nutrición en el proceso de curaciónde heridas: Una revisión narrativa [Internet]. [citado 21 de enero de 2021]. Disponible en: https://www.smimport.com/blog/nutricion-en-el-proceso-de-curacionde-heridas-una-revision-narrativa-n49
  6. Proteína del complejo Nutramil [Internet]. [citado 21 de enero de 2021]. Disponible en: https://en.olimp-labs.com/nutramil-complex-protein
  7. Estudio nacional sobre los efectos adversos ligados a la hospitalización (ENEAS). :170.
  8. Guérin C, Reignier J, Richard J-C, Beuret P, Gacouin A, Boulain T, et al. Prone positioning in severe acute respiratory distress syndrome. N Engl J Med. 6 de junio de 2013;368(23):2159-68.
  9. dice CB. Constatando con cifras la epidemia de lesiones por presión como consecuencia de la primera fase de la pandemia de COVID-19 en España. [Internet]. Blog personal de Joan Enric Torra-Bou. 2020 [citado 21 de enero de 2021]. Disponible en: http://sapiensjetorrabou.com/constatando-con-cifras-la-epidemia-de-lesiones-por-presion-como-consecuencia-de-la-primera-fase-de-la-pandemia-de-covid-19-en-espana/
Continuar leyendo

Tendencia

Copyright © 2021 CMUC - Power by SwipeUp.es

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar